Conectarse

Recuperar mi contraseña




Últimos temas
» Refugio de la realidad
Hoy a las 12:23 am por Mine Sagan

» Consecuencias
Ayer a las 8:07 pm por Siegfried Kindelan

» Deal with the devil
Ayer a las 12:04 am por Sadie Brauss

» Busco a quien managear (?)
Jue Sep 21, 2017 11:28 pm por Agnika Sakchai

» La charla Pactada
Jue Sep 21, 2017 10:58 pm por Antoinette Birdwhistle

» Rostros [Priv. Sadie]
Jue Sep 21, 2017 10:57 pm por Sadie Brauss

» Distraído (Libre)
Jue Sep 21, 2017 6:38 pm por John Harrison

» Actualización primavera 2017
Jue Sep 21, 2017 6:20 pm por Skyle

» Listado del Internado
Jue Sep 21, 2017 5:34 pm por Regan Vosuet



Mejores posteadores
Reino (1089)
 
Mine Sagan (1086)
 
Regan Vosuet (910)
 
Dante Rivelli (873)
 
Aria Ainsley (694)
 
Yuki Nakayama (590)
 
Ayato (584)
 
Lucien Luarent (538)
 
Momoka (510)
 
Katherine Howell (451)
 







Crear foroRatbag PunceCrear foroCrear foroCrear foroDevil Within +18Fairy Tail Rol



El que se fue a Sevilla… ¿se perdió?

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

El que se fue a Sevilla… ¿se perdió?

Mensaje por Invitado el Lun Ago 10, 2015 4:06 pm

Vivir en  un nuevo país y mudarse a otra ciudad tiene sus pro y sus contras, pro conoces gente nueva, descubres cosas que en tu lugar natal no sabías que existía o simplemente tu vida cambia para mejor….si esas cosas puede que le pacen a muchos, pero no a Darian para el todo los lugares eran igual, no importara cuanto se mudara la mala suerte siempre estaba a la vuelta de la esquina, esta vez literal mente pues se había topado con un de los contras de vivir en un nuevo lugar y ese era perderse.

Esa tarde decidió salir aprovechando que no tenia escuela debido a que los maestros tenían una junta con el sindicato estudiantil, era una buena oportunidad para comprar nuevas cuerdas para su violín, su hermana pensaba  acompañarlo pero debido a que sus notas bajaron y eso se debía a que salía mucho con sus nuevas amigas fue castigada por sus padres, quien le prohibieron salir hasta que tuviera mejores notas. Por lo que el joven de pelo rosado debería arriesgarse y buscar la tienda por su cuenta, eso no fue tan difícil ya que gracias a la magia del internet y sus buscador sagrado encontró unas cuantas tiendas de música. Al final se decidió ir a una que se encontraba en el centro de la ciudad y parecía tener cosas de buena calidad.

Así que el peligrosa se preparo se vistió con una camisa blanca mangas largas, un chaleco de color gris claro, pero en el borde del escote en forma en V y el borde que se encontraba al final era de color gris azulado, sobre este chaleco se había puesto una chaqueta de jean. En la parte de abajo decidió vestirse con un pantalón estilo chupín de color morado y zapatilla cuello alto de color azul grisease. Esta vez decidió ir  con el pelo atado, se hiso una coleta alta dejando que dos mechones al frente, su broche blanco de mariposa lo coloco a un costado de la coleta de esa manera no llamaría la atención de repente y podría pasar desapercibida. Por último tomo su morral de color bordo con dos franjas una blanca y la otra beis, coloco en este la etiqueta de la marca de cuerda que usaba para su violín, un anotador pequeño con un bolígrafo por si las dudas y su billetera,  guardo su celular en uno de los bolsillos de su chaqueta de jean sobre, su cuello se coloco sus grandes auriculares blancos, tomo sus llaves después de despedirse de su familia y salió de la casa.

El viaje en autobús solo duro unos 30 minutos más o menos, en ese tiempo se puso a escuchar música. Al bajar del bus saco de uno de sus bolsillos la dirección del lugar y comenzó a buscar la tienda no tardo mucho en encontrarla, al entrar decidió ver algunos instrumentos antes de buscar sus cerdas. Luego de comprar lo que necesitaba, salió camino un poco hasta encontrar un Starbucks donde pidió un cinnamon dolce latte y un roll de manzana, lo comió allí mientras jugaba con su celular a provechando el wi-fi del lugar. Al terminar se fue y camino un poco más para cuando se hicieron las 6 de la tarde y el sol comenzaba a bajar el peli rosado estaba listo para volver cuando se dio cuenta de un pequeño incidente…se había perdido

Aun así mantuvo la calma y saco su celular para llamar a su padre para que lo ayudara a volver, pero su cara se puso pálida cuando descubrió que solo tenía 3% de batería, como siempre el celular abandona a uno cuando más lo necesita. Sin saber que hacer decidió caminar hasta la avenida y se acerco a una parada de autobús para leer el mapa…o eso intento pues aparecer alguien llamado Steve quería ser notado y que supieran que era genial, escribiendo en el mapa con aerosol negro “Steve estuvo aquí y es genial”-...muchas gracias  Steve-dijo en un tono irónico y molesto el mitad hada mientras frunciendo el ceño y trataba de leer lo poco que se podía leer, para mejorar las cosas (hablando irónicamente) ya comenzaba a oscurecer.

Vestimenta + Morral :

avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El que se fue a Sevilla… ¿se perdió?

Mensaje por Invitado el Mar Ago 18, 2015 4:37 pm

"Esta ciudad es más grande de lo que pensé.. ¿No es el mismo kiosko de antes? Y esa tienda también". -Señor, he notado que es cuarta vez que pasa frente a nuestro local. ¿No le gustaría pasar y probar alguno de nuestros productos?- ¿Cuarta? Quizá por eso era tan familiar.- Ehm, quizá, ¿Qué es lo que ofrecen?- Aquí puede ver cremas de muchos usos, entre ellas nutritivas y aclarantes pero.. ¡Oh! Siento mucho no haber notado antes- A la chica le llegó a brillar el rostro de poder poner al fin sus conocimientos a disposición de otros pero se desanimó un poco cuando se dió cuenta de la piel "tan bien cuidada" de Haru. -De qué cosa?- Le miró extrañado por la disculpa- Pues que usted no las necesita. Su piel ya es perfecta. Pero ¡Nunca están demás como regalo! Quizá para su novia o madre- Parecía que la promotora había nacido para ser persuasiva. Pero no contaba con que él había nacido con el "don" de escaparse de esas situaciones.

-Ah, bueno.. yo. ¡Mire! ¡Qué es eso de allá!- Y tomó una de las cremas, la lanzó al interior de la tienda y salió corriendo hacia donde había más gente. Como era una esquina, se perdería rápido de vista. De esa manera al llegar a la otra cuadra más calmado pero aun con la adrenalina alta, se quedó helado al ver por la ventana un resplandor rosado, extrañamente muy familiar. De vuelo ligero y desapercibido. Una mariposa. Un broche de ello mejor dicho. Lo recordaba perfectamente porque él mismo lo había comprado el día de su propio cumpleaños. De ahora en adelante todos los regalos serán para mí, entendiste tonto? "¿De dónde.. Salió? Es imposible." Sin pensarlo dos veces siguió esa cabellera que salia de un Starbucks tranquilamente. "No puede ser, cómo me ha encontrado. ¿Porqué?"

Viendo que se dirigía a una parada de autobús cercano siguió en su plan de acercarse a ella. No importaba si lo notaba ya que era a él a quién buscaba. Cayó en la cuenta de que no podría escapar por siempre. El único lazo irrompible es el de la sangre, su familia. A fin de cuentas seguía siendo su hermana, o no? Había sacado su celular y al parecer, ¿Paró?

Aprovechó la vacilación para enfrentarla directamente y acercándose por detrás le tocó un hombro para aparecer por el contrario. Quizá un poco infantil pero simpre le resultaba. De esa manera la empujó con su cuerpo hasta la pared más cercana y la arrinconó con su brazo para que no pudiera reaccionar de inmediato. Ella era la única que podía cambiar tan rápido su estado de ánimo de una persona normalmente "tranquila" ,si se considera que acababa de correr, a alguien intenso sin razón alguna. -No iré contigo, nunca más... Nunca.- Aprovechando la posición de vulnerabilidad acarició su pelo desordenado y dijo- Así te quería tener entre mis brazos..- Y corrió los mechones que cubrían su cara.

Lo primero que reconoció fué la tez clara. Luego.. Nada más.. -...... Tu.... No eres quien pensé..- Turbado, tomó distancia para tener un panorama más claro sobre la persona que estaba frente a él. -Pero el broche es el mismo..- Miraba fijamente el objeto mientras cruzaba sus brazos y dió una pasada de arriba hacia abajo de.. era un él o un ella? No creía ser tan torpe como para no reconocer si una persona era hombre o mujer pero, ¡Esto era ridículo! Esperando que esa persona fuese su hermana, se había cegado. -Supongo que no bastará con decir un lo siento. Pero, el parecido es increíble.- No podía dejar de ver al pelirosa con cierta confusión e interés a la vez.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El que se fue a Sevilla… ¿se perdió?

Mensaje por Invitado el Miér Ago 19, 2015 5:45 pm

Darian aun luchaba por descifrar ese maldito mapa-bien...creo que estoy en avenida par...park que?-dice mientras intentaba leer el nombre de la avenida en la que estaba. De repente alguien le toca el hombro, tal vez un alma caritativa que sintió pena por él y quería ayudarlo ¿se veía tan necesitado de ayuda, como un turista perdido en la capital de Tokio? Volteo pero no vio a nadie, acto seguido alguien lo tomo y lo acorralo contra una pared acorralándolo, de tal manera brusca que hiso golpear su cabeza contra la solida pared y cerró los ojos por reflejo ¿Quién era y que quería? ¿Era un ladrón? ¿Un pervertido sexual? ¿Un vendedor desesperado? ¿Un testigo de Jehová que decidió usar la fuerza para convertir a los pobres paganos? No lo sabía pero la mala suerte del joven de pelo rosado era tan mala, que lo del testigo de Jehová podría pasarle. De la nada la voz comenzó a decirle cosas extrañas ¿“No iré contigo”….”así te quería tener en mis brazos”? La buena noticia era que no se trataba de un religioso pesado, la mala es que tal vez era un psicópata sexual con muchos conflictos mentales.

Cuando abrió los ojos miro a un joven, como de su edad o eso aparentaba, con un cabello peculiar,(como si el cabello rosa no lo fuera) un cabello bicolor blanco y negro. Por lo que el chico el dijo lo había confundido con alguien más, lo que de verdad extraño a él híbrido ya que ¿Cuántos hombres de pelo largo y rosados puede a ver en el mundo?...y que sea un rosado natural.

La mayoría de las persona pedirían que se disculparan, o dirían que un error lo tiene cualquiera, incluso ignorarían a su atacante y se alejarían de este lo más rápido posible, pero estamos hablando de Darian que ni bien tuvo la oportunidad le dio un puñetazo en la mejilla de su “atacante” mientras este lo analizaba de arriba abajo para saber su sexo-¿pero que m@erda te pasa?-le pregunto molesto-escúchame imbecil si tienes problemas y si tu psicólogo no hace un buen trabajo, desquítate con el…no con la gente que anda por la calle...maldito enfermo!!-dijo molesto mientras se tocaba tras la cabeza para ver si no se le hiso un chicón por el golpe-aunch…duele…loco de mier...auch….-se queja del dolor
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: El que se fue a Sevilla… ¿se perdió?

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.